» » La alimentación que debes evitar en el colon irritable

La alimentación que debes evitar en el colon irritable

abtun 23 de julio del 2014 Consejos Nutricionales No hay comentarios

El diagnóstico de colon irritable suele arribar por “descarte”. Ante el problema, y luego de realizar estudios médicos y escuchar diversas opiniones acerca de tu diagnóstico, la ausencia de causas físicas permiten prever que se trata de una afección del sistema nervioso. Pero más allá de esto, no significa que la enfermedad pueda dejarse a la deriva ni deba pasarse por alto, tu atención tiene que estar enfocada en conocer cuál es la alimentación que debes evitar en el colon irritable, ya que algunos alimentos son muy perjudiciales para esta enfermedad.

colon-irritable-alimentacion

La lista “negra”: alimentación que debes evitar en el color irritable

Uno de los primeros alimentos que tienes que eliminar de tu dieta son aquellos que contengan sustancias “picantes” o una cantidad considerable de condimentos y especias, como el caso de los embutidos (fiambres). Es uno de los ítems prohibidos y el primero que los médicos nombran para que abandones.

También la azúcar blanca no se recomienda en este caso, pudiendo utilizar cualquier tipo de endulzantes, como los edulcorantes líquidos. Además, en cuanto a las infusiones, dentro de la lista de alimentación que debes evitar en el colon irritable se encuentra el café, ya que su digestión dentro del organismo es bastante lenta. En su reemplazo, elige cualquier variedad de té u alguna opción más refrescante como el caso de jugos o licuados.

Bastante similar es el caso de los componentes “artificiales, como es el caso de conservantes o colorantes que están presentes en muchos productos que se compran de forma cotidiana y habitual. Casi todos los productos que puedes llegar a elegir en la góndola de un supermercado tienen algún componente artificial. ¿Qué hacer entonces? Reemplaza todo lo que más puedas por opciones naturales y caseras a esos productos que en otro caso comprarías. Por ejemplo, reemplaza el jugo en polvo que compras en sobres para luego preparar diluyendo con agua, por jugo natural de naranjas, licuados o simplemente, opta por beber solo agua.

Por otra parte, si bien no están totalmente prohibidas, las comidas cocinadas mediante fritura no son totalmente bondadosos para el colon irritable, así que procura disminuir su consumo, intentando que éste no sea mayor a una vez por semana.

La alimentación que debes evitar en el colon irritable se balancea con aquella que tienes permitida y que su consumo te beneficia. Por ejemplo, los alimentos que contienen buena cantidad de fibras, ya que semillas como el lino, te ayudan –y mucho- a mejorar los problemas de estreñimiento. Las frutas y los vegetales son buenos aliados a la hora de incorporar fibras, sobre todo las frutas que puedan comerse con cáscaras, como en el caso de las peras, las manzanas, los duraznos, entre muchas otras.

Por último, se recomienda equilibrar también a la alimentación que debes evitar en el colon irritable con la elección de productos “integrales” como el arroz, el pan o las pastas, que contienen fibras por su composición de semillas, como la chía, el lino, el sésamo o la avena.